Industria láctea avanza más rápido que la producción de leche nacional

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Mientras el apetito de los mercados alienta el crecimiento de las lecherías en el corto plazo, a futuro debiera provocar que el pago que los productores reciben sea mayor.

La demanda láctea, a nivel local e internaciona,l está aumentando de forma considerable, lo que ha impulsado a que las principales industrias del sector presentes en Chile hayan realizado importantes inversiones en los últimos cinco años. Sin embargo, el aumento en la producción de leche aún no es suficiente para cubrir la demanda que se generará. Esto, a corto plazo, impulsa el crecimiento de lecherías, mientras que a futuro debiera provocar que la paga que los productores reciben sea mayor.
De acuerdo con el gerente general de la productora de leche con capitales neozeladeces Manuka, Juan Carlos Petersen, “el consumo mundial está en torno a los 100 litros per cápita al año y la demanda crece, principalmente, en los mercados emergentes”.
En el caso de Chile, “el consumo per cápita de lácteos se sitúa cerca de los 140 litros y va a seguir creciendo”, explicó.
Incluso, está bajo el mínimo recomendado por la Organización Mundial de la Salud, que es de 150 litros por habitante al año. Queda en evidencia, si se la compara con otros países de la región. Según cifras de Instituto Nacional de la Leche (Inale) de Uruguay, ese es el país con mayor consumo per cápita de lácteos de la zona, con 242 litros por persona. Le sigue Argentina, con un consumo promedio de 205 litros por persona y Brasil, con 161 litros.
En vista de la demanda es que las empresas lácteas han apostado por Chile. Ejemplo de ello es la reciente inauguración de una nueva planta de Nestlé en Osorno, que demandó una inversión cercana a los US$ 140 millones. Pero no es la única, puesto que Colún también está terminando la construcción de una planta de quesos (US$ 50 millones), que tendría una capacidad para 20 mil toneladas de producción al año.
Es así como la nueva capacidad instalada ha generado que aumente la competencia por compra de leche y explica que el precio pagado a productor en Chile se mantenga, pese a que el valor internacional esté bajo, situándose en los 
US$ 2.600 la tonelada.
Para el gerente general de Manuka, “la producción nacional creció en torno a un 5% y en los últimos diez años subió en torno a un 45% a 50%, dado principalmente por un polo de incremento en las Regiones de Los Ríos y Los Lagos”.
Los productores
Dos son los principales actores lecheros: Manuka, que en 2011 produjo 90 millones de litros y proyecta para este año llegar a los 100 millones (con una facturación por 
US$ 40 millones), lo cual se enmarca dentro de su estrategia a mediano plazo que implica llegar a generar 270 millones de litros. Su par es la lechería Ancali, controlada por el holding Bethia, que también produce cerca de 90 millones de litros anuales. Desde el interior del grupo, controlado por Liliana Solari, cuentan que si bien no tienen planes de expandir el plantel lechero, están realizando inversiones en tecnología sustentable.
A ellos se suman unos 10.000 productores. Todos los actores producirán cerca de 2.705.000 litros de leche, según cálculos de Odepa.
Petersen admite que la producción actual de leche en Chile no alcanza a cubrir la demanda que generarán las industrias lácteas. Ello, sin considerar posibles reinserciones al mercado de empresas como la ex Lácteos Frutillar, hoy Lechera del Lago, ligada a la familia Schiess; y Mulpulmo, cuyo síndico de quiebras, Patricio Jamarne ,está evaluando la modalidad de venta del activo.
Un estudio presentado por el gerente general de Todoagro, Roberto Dunner, indica que la masa de vacas productoras de leche ha bajado consecutivamente (ver infografía).
Por ello es que dos de las principales compradoras, Nestlé y Surlat, pusieron en marcha incentivos para que sus productores crezcan, aunque desde el sector lechero señalan que son insuficientes.
Y es que “el sector enfrenta alzas en los costos de producción cercanas al 20% los últimos años”, dijo Petersen. Por ello la situación de precio pagado a productor hoy es “estable” y agrega que, con los factores antes mencionados, “debiera subir a mediano y largo plazo”.
POR CONSUELO MEJÍAS SMITH
http://www.df.cl/

Mirá También

Así lo expresó Domingo Possetto, secretario de la seccional Rafaela, quien además, afirmó que a los productores «habitualmente los ignoran los gobiernos». Además, reconoció la labor de los empresarios de las firmas locales y aseguró que están «esperanzados» con la negociación entre SanCor y Adecoagro.

Te puede interesar

Notas
Relacionadas